Buscar
  • modoradioweb

iPhone 11, análisis: la redefinición de los límites

Podemos medir la velocidad del tiempo de muchas formas. En tecnología, es la distancia la que cambia la perspectiva de la importancia de una nueva característica de una generación a otra. Por ejemplo, desde el primer móvil digital, donde lo importante era conseguir llamar por teléfono, hasta el primer teléfono inteligente, con más aplicaciones y donde la llamada era una funcionalidad más.

Se trata de la dirección hacia donde miraban los ingenieros de las grandes empresas, poniendo bajo el foco nuevos dispositivos con características que no habíamos visto hasta ahora. El iPhone se puede utilizar como ejemplo para muchos cambios, transiciones y evoluciones - y del que vamos a hablar en este análisis es uno de ellos.



Recordad como hace más de doce años - doce años ya - Steve Jobs nos enseñaba un dispositivo increíble que hacía cosas cotidianas de una forma que ningún dispositivo podía hacer con esa facilidad y sencillez. Navegar por internet, escuchar música, hablar por teléfono. En esa presentación se explicaron muchas cosas, pero una de ellas pasó casi desapercibida: cómo se hacían fotos con el iPhone.

Esto ocurrió porque no se sacaba partido de estas imágenes. Para enviar fotografías teníamos que hacerlo por MMS o por email (¿quién recuerda la polémica porque el iPhone original no podía enviar MMS?), ya que no existían las redes sociales tal y como las conocemos ahora e incluso las tarifas de datos no permitían muchas concesiones.



Por todo ello, la cámara del iPhone simplemente cumplía. Debía estar porque los teléfonos inteligentes lo tenían, pero no era una de las funcionalidades clave del dispositivo. A lo largo de estos años, la importancia de la fotografía móvil - en gran medida impulsada por las redes sociales - ha cobrado mas relevancia porque se ha convertido en una de las formas de comunicación y expresión más importantes de la sociedad. Sólo faltaba dar un paso que llevara más lejos los iPhone que siguieron al original sólo mejorando el hardware y los sensores: alcanzar a la fotografía tradicional con algo que las cámaras de fotos no tienen aún. Este paso es la inteligencia artificial, el paso a la fotografía computacional y la razón por la que hoy estamos analizando este iPhone 11.


1 vista